¿Cómo mejorar el poder adquisitivo sin incrementar los salarios?

¿Cómo mejorar el poder adquisitivo sin incrementar los salarios?

Los empleados son la columna vertebral de cualquier empresa. De ellos depende el éxito o el fracaso del proyecto, incluso más que la idea de negocio.

Si partimos, pues, de la idea de que el capital humano es el mayor activo del que dispone una organización entenderemos rápidamente la importancia de construir un entorno laboral que potencie la motivación del trabajador

Para ello la empresa debe ofrecer un buen ambiente laboral, proyección profesional, programas de formación de calidad y la posibilidad de conciliar la vida laboral y familia.

Cuatro factores que influyen de manera decisiva en los niveles de motivación de las plantillas de igual forma que lo hace el salario.

Fusión Pro Autónomos

Esa es la razón por la que, cuando se dan escenarios de dificultad económica que impiden mejorar las nóminas de los empleados, resulta imprescindible buscar fórmulas que les permitan aumentar su capacidad adquisitiva.

Es aquí donde entran en juego los planes de retribución flexible. Un sistema que permite al trabajador conseguir una mayor retribución neta, sin que se produzca un incremento de los costes de personal para la empresa.

Cómo mejorar la retribución neta del empleado sin un aumento salarial

Los programas de retribución flexible permiten al trabajador dividir el cobro de su salario en dos partes. Una que se ingresa en su cuenta bancaria y que corresponde a la mayor parte de su sueldo, y otra que se cobra a través de una serie de productos o servicios que le brinda la compañía.

Esta herramienta ofrece un doble beneficio para los trabajadores: por un lado les permite resolver sus necesidades del día a día a través de productos o servicios de calidad y, por otro, les permite mejorar notablemente su capacidad de ahorro.

En total, los trabajadores tienen la posibilidad de destinar hasta un 30% de sus ingresos brutos a productos o servicios adaptados a sus necesidades personales sin carga fiscal.

Esto significa que un trabajador con un sueldo medio puede llegar a ahorrar más de 2000 euros al año en exenciones en IRPF gracias a los planes de retribución variable.

Los mejores planes de retribución flexible para trabajadores

Ticket restaurante

Pensado para aquellos empleados que comen a diario en las inmediaciones del trabajo. Gracias a la exención de IRPF de hasta 11 euros por día laborable, los usuarios de ticket restaurante pueden ahorrar más de 600 euros al año.

Cheque guardería

Pensado para mejorar la conciliación de los trabajadores con hijos de hasta tres años. Estos, gracias a la exención del 100% de la que goza el cheque guardería, pueden disfrutar de un ahorro de hasta tres mensualidades al año.

Cheque transporte

Pensado para los trabajadores que se desplazan haciendo uso del transporte público. Dado que el cheque transporte está exento de IRPF  por hasta 136,36 euros al mes con un máximo anual de 1.500 euros, el empleado puede ahorrarse hasta tres meses al año en transporte.

Estos son solo tres ejemplos de programas de retribución flexible con los que las empresas pueden incrementar de forma significativa el poder adquisitivo y de ahorro de sus empleados, sin que esto tenga impacto alguno en su masa salarial

Además de no ver incrementada su partida salarial, gracias a esta suerte de pago en especie, las organizaciones que deciden implementar sistemas de retribución variable consiguen, con un coste de contratación mínimo, multiplicar el poder motivador de sus políticas retributivas.

Como vemos, los beneficios de la retribución flexible afectan positivamente, tanto a trabajadores como a empresas.

En el caso de los trabajadores:

  • Dándoles la opción de elegir qué tipo de retribución desean, ya que les ofrece la posibilidad de decidir qué parte de su salario dedican a qué servicios exentos de IRPF en función de sus necesidades de cada momento.
  • Permitiéndoles ahorrar en impuestos. La parte del salario que dedican a la retribución flexible está exenta de IRPF y se descuenta del salario bruto, reduciendo así la base imponible que se utiliza para calcular el pago a Hacienda.
  • Ayudándoles a conciliar la vida laboral y familiar, ya que los empleados con hijos disfrutan de un importante ahorro mensual en servicios de guardería.
  • Mejorando su calidad de vida, ya que los programas de retribución variable les permiten cubrir varias de sus necesidades básicas como la comida, el transporte o el cuidado de su salud y la de sus familiares directos.

En el caso de las empresas:

  • Aumentando los niveles de motivación de la plantilla.
  • Aumentando el nivel de compromiso de sus trabajadores.
  • Reduciendo los niveles de ausentismo.
  • Reduciendo el número y la duración de bajas laborales.
  • Ayudándoles a retener el talento.
  • Atrayendo nuevo talento.
  • Mejorando su imagen interna y externa.
  • Incrementando los niveles de productividad de la empresa.


¿Cómo mejorar el poder adquisitivo sin incrementar los salarios? Movistar MásQueNegocio

Nuestra web utiliza cookies propias para ofrecerle un mejor servicio. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies